Generales Importantes

Metalúrgicos reclamaron frente a empresa perteneciente a un esperancino

Fue en TIME, cuyo dueño es Alberto Balangione, a quien acusan de darles la espalda a los trabajadores cuando reclaman una actualización salarial. “Dice otra cosa en los medios, pero en realidad no le importa que la gente no tenga para comer”, afirmaron desde la UOM.

Una nutrida movilización tuvo lugar frente a la planta de TIME, ubicada en calle Moreno, entre 9 de Julio y Avellaneda.

Trabajadores del sector acompañados por referentes de la Unión Obrera Metalúrgica encabezados por Darío Ortega, responsable del gremio en Las Colonias y miembro de la conducción de la Seccional Santa Fe, llevaron a cabo una pacífica pero ruidosa protesta en el ingreso a la mencionada industria perteneciente al esperancino Alberto Balangione.

“Esto responde a no poder acordar una actualización salarial, porque a varios de la patronal no les interesa. El dueño de TIME forma parte de la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina y estamos cansados que se golpee el pecho diciendo que acompaña a los trabajadores, que los compañeros son el motor de las empresas, pero al momento de sentarnos a conversar tanto a él como a los demás integrantes de ADIMRA no les interesa tenderles una mano a los asalariados.

Sabemos que hay empresas que apenas se mantienen culpa de las políticas del gobierno nacional, pero también es cierto que a muchos empresarios metalúrgicos sí les va muy bien, aunque a la hora de reconocer el esfuerzo de los empleados que ya no pueden mantener a su familia, se hacen los desentendidos”, dijo Ortega, ante el cerrado aplauso de los presentes.

“Balangione fue uno de los empresarios que alzó su voz para negar la actualización salarial que se había comprometido a otorgar esa propia dirigencia industrial, por ende perjudicó a los trabajadores que son la esencia de toda empresa.

La UOM Seccional Santa Fe golpeará la puerta de cada industrial que con su decisión empobrezca los bolsillos de los trabajadores, como siempre estamos abiertos al diálogo, pero nos han tomado el pelo, se burlan de los que hacen grandes a las empresas, por eso no tenemos alternativas”, agregó otro de los referentes gremiales, para cerrar expresando que este esperancino “dice otra cosa en los medios, pero en realidad no le importa que la gente no tenga para comer”.

Cabe señalar que pegaron algunos carteles denunciando la conducta de Balangione y en ningún momento los referentes fueron recibidos por las caras visibles de la empresa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *